Agricultura Biodinámica

Agricultura Biodinámica. Método de cultivo ecológico.

 

Cada vez son más las personas que buscan alimentos sanos, respetuosos con el medio ambiente y libres de residuos químicos. La agricultura biodinámica es un tipo de agricultura que satisface estas demandas.

Los alimentos biodinámicos proceden, pues, de un tipo de agricultura alternativa, caracterizada por el empleo único de fertilizantes naturales. Además, para realizar las labores de cultivo se rige por un calendario basado en la posición del sol y la luna.

¿Qué estudia la biodinámica? ¿Qué significa la palabra biodinámico?

La biodinámica es la parte de la fisiología que estudia los fenómenos vitales activos de los organismos.

El adjetivo “biodinámico” está compuesto por los vocablos griegos “bios” que significa vida y “dynamis” que significa fuerza.

¿Qué es la agricultura biodinámica?

La agricultura biodinámica es un tipo de agricultura que trabaja con las fuerzas que otorgan vida a la tierra. Quienes practican la agricultura biodinámica afirman que a través del conocimiento holístico (consideración de algo como un todo) se puede determinar cuál es el mejor momento para realizar la siembra y cosecha de los cultivos, consiguiendo así plantas y frutos de mejor calidad.

Los principios de la agricultura biodinámica se basan en la filosofía de Rudolf Steiner (1861 – 1925), un filósofo austriaco reconocido como el fundador de esta clase de agricultura. Se basan en el uso de sustancias vegetales o animales bajo preceptos esotéricos (creencias no probadas por la comunidad científica), como las fases de la luna o la alineación de los planetas, para realizar el trabajo en el campo.

La agricultura biodinámica tiene muchas críticas, sin embargo, su eficacia genera mucho interés por lo que es una de las actividades económicas más estudiadas. Al emplear únicamente técnicas agrícolas naturales, evitando el uso de sustancias químicas, los beneficios ecológicos de esta clase de agricultura son indudables. Es por ello que, la agricultura biodinámica posee ventaja frente a la agricultura tradicional.

¿Cómo se realiza la agricultura biodinámica?

La agricultura biodinámica es un tipo de agricultura que se caracteriza por emplear los recursos propios de la naturaleza de manera responsable, evitando el empleo de sustancias químicas, fertilizantes, pesticidas y compuestos artificiales y tóxicos. Sin embargo, su principal característica se basa en la relación entre el ser humano y la tierra como un ser con vida propia.

La tierra, las plantas, los animales y el hombre están considerados como un todo que debe trabajar en armonía. Cada uno de estos elementos se conecta entre sí recibiendo la influencia de fuerzas naturales, el sol y la luna.

El método biodinámico busca la predominancia de las fuerzas vitales naturales, como son la fertilidad del suelo o las propiedades beneficiosas de muchos productos naturales. Lo que se pretende conseguir es una agricultura basada en la diversificación, el reciclaje, la exclusión de productos químicos y la producción descentralizada.

El objetivo principal de la agricultura biodinámica es, por tanto, conseguir una producción, distribución y venta local de los alimentos, y reemplazar la producción globalizada e industrial actual.

Principios básicos de la agricultura biodinámica

Los puntos básicos de la agricultura biodinámica son:

  1. La granja se entiende como un organismo autosuficiente. La agricultura y la ganadería se combinan para aprovechar todas las posibilidades que ambas ofrecen y mantenerse sin necesidad de productos externos.
  2. Emplear formulaciones biodinámicas, destinadas a proporcionar “vida” al suelo. Están compuestas por estiércol concentrado, compost y otras sustancias de origen vegetal, animal y mineral.
  3. Con estas preparaciones se busca proporcionar energía el suelo y enriquecerlo mediante la proliferación de microorganismos beneficiosos, la aplicación de oligoelementos y el apoyo de enemigos naturales contra ciertas plagas y enfermedades. 
  4. Seguir los calendarios biodinámicos para determinar los momentos de siembra, plantación o cosecha. Este calendario se rige a partir de los ritmos astrológicos y las constelaciones y con él se especifican los días y horas más favorables para estas tareas.
  5. Selección de semillas según distintos criterios como son: capacidad biológica, resistencia a plagas, adaptabilidad a las distintitas clases de suelos y adaptación climatológica. Normalmente se opta por variedades autóctonas.
  6. Proteger la biodiversidad, aprovechar los recursos naturales y fomentar el reciclaje.
  7. Practicar la rotación de cultivos, aplicar fertilizantes verdes y practicar la asociación de diferentes especies herbáceas.
  8. Trabajar la tierra con el fin de hacerla más receptiva a las energías cósmicas.
  9. Favorecer el crecimiento de los cultivos mediante la aplicación de fertilizantes orgánicos al suelo.
  10. Restricción de cualquier uso de productos de síntesis química, ni fertilizantes ni pesticidas.

¿Por qué es importante la agricultura biodinámica?

La agricultura biodinámica tiene muchos beneficios, como son:

  • Se evita el uso de fertilizantes industriales perjudiciales para el medio ambiente.
  • No hay intervenciones externas. Es decir, las granjas son organismos independientes y autosuficientes, capaces de producir todo lo que necesitan para mantenerse sin necesidad de recurrir a productos procedentes del exterior.
  • Se aplica compost a los suelos otorgando sus múltiples beneficios.
  • Se practica la rotación de cultivos.
  • Permite el control de plagas de forma natural.
  • Proporciona un equilibrio ecológico.
  • Favorece la calidad del suelo y de los cultivos.
  • Prioriza la producción, distribución y venta local de los alimentos frente a la producción industrial y a gran escala.

¿Qué es un sello en agricultura biodinámica?

La marca de los productos de agricultura biodinámica es el sello Demeter, que conlleva una verificación rigurosa e íntegra del proceso de elaboración de productos, garantizando el correcto cumplimiento de sus normativas de cultivo y producción, desde el cultivo en el campo hasta el envasado del producto final.

El estándar para certificación biodinámica Demeter se estableció en 1928 y es manejado mundialmente por Demeter Internacional. Este sello de calidad sirve para distinguir a los productos procedentes de la agricultura biológico-dinámica. Con él, se garantiza que se cumplan los requisitos de la normativa orgánica europea (suele ir acompañado del sello ‘orgánico’) y que, además, se cumplan las normas de producción y de elaboración que establece Demeter Internacional, como el uso de compost, la prohibición de plantas genéticamente modificadas, la prohibición de aplicar aditivos o sustancias químicas, etc.

En 1997 se creó la Asociación Demeter, la cual cuenta con más de 3000 operadores procedentes de más de 40 países distintos. Sus objetivos son:

  • La producción y comercialización de alimentos certificados
  • La revisión continuada de las normas de producción y elaboración Demeter
  • La revisión continuada de las estrategias de comercialización
  • La certificación en países que no disponen de su propio sistema

Diferencias entre la agricultura biodinámica y la agricultura ecológica

La principal diferencia entre la agricultura ecológica y la agricultura biodinámica es que en la primera se incorporan a la tierra aquellos nutrientes que los agricultores creen que son necesarios mientras que la agricultura biodinámica “crea las condiciones en el suelo y en la granja para que sea la naturaleza la que decida en cada momento y en cada lugar lo que es necesario”.

Agricultura biodinámica y futuro

La agricultura biodinámica ofrece soluciones renovadoras para el futuro. Podemos entenderla como una forma consciente, participativa y responsable de cultivar el suelo y de regenerarlo. El suelo, las plantas, los animales, las personas y el planeta se complementan en armonía para producir todo lo que necesitan para mantenerse, sin necesidad de recurrir a productos procedentes del exterior.

A través de la Biodinámica, se contribuye a potenciar la vitalidad de la ecología y la economía, así como el aspecto social y espiritual de la comunidad que la rodea y del planeta, como ser vivo.

Productos aptos para su uso en agricultura biodinámica de Fervalle

En Fervalle disponemos de certificado de biodinámica para los productos Cuvalle, Brotovalle, Missvalle, Algavalle y Algavalle Plus.

Cuvalle es una formulación de cobre orgánico con gran poder de absorción y translocación hacia el interior de la planta. Se recomienda en momentos de inicio y máxima actividad vegetativa, especialmente cuando se producen situaciones que puedan afectar al desarrollo del cultivo. Entre sus beneficios destaca:

  • Consigue ser un excelente corrector de carencias de cobre
  • Estimulador del crecimiento
  • Activador de autodefensas

Por su parte, Brotovalle es una formulación de alto contenido en microelementos (cobre, manganeso y zinc) que posee múltiples beneficios como:

  • Induce en la planta la síntesis de moléculas esenciales
  • Aumenta la calidad y producción de las cosechas
  • Disminuye los efectos de situaciones desfavorables durante el ciclo de vida de la planta.

Missvalle es un mix de microelementos esenciales (magnesio, manganeso, molibdeno y zinc). Gracias a este fertilizante:

  • Se favorece la absorción de nitrógeno y clorofila, gracias al molibdeno y el magnesio, respectivamente.
  • Se sintetizan fitohormonas gracias al zinc y el manganeso.
  • La planta obtiene los nutrientes que necesita.
  • Mejora la floración, el cuajado y el desarrollo del fruto.

Algavalle es un abono ecológico cuya formulación se basa en un extracto de algas al 35% junto con aminoácidos. Gracias a la aplicación de algas a los cultivos:

  • Se aporta un alto contenido en calcio, micronutrientes, vitaminas y materia orgánica.
  • Se favorece el aumento del contenido de macro y micronutrientes en el suelo, como el hierro, zinc y manganeso.
  • Actúan como bioestimulante, potenciando los procesos fisiológicos de la planta (enraizamiento, floración, cuajado, maduración y engorde del fruto).

Por último, Algavalle Plus es también una formulación líquida de extracto de algas con aminoácidos y enriquecida con molibdeno. Entre sus ventajas destacan:

  • Potente regulador natural del crecimiento
  • Aporta el nitrógeno necesario para el desarrollo de la planta.
  • El molibdeno está implicado directamente en el proceso de absorción del nitrógeno.
  • Aumento de la floración.
  • Crecimiento óptimo de la planta.
¿Hablamos?